Magia con sobras

Cremas y Sopas, Verduras

FullSizeRender 8

Es domingo. Todo está cerrado. La nevera semi vacía y poca inspiración. Además llevo tiempo viendo esas zanahorias abandonadas al fondo de la nevera, al igual que ese brócoli que compré motivada hace tiempo pero nunca se me ocurre con qué combinarlo. La misión de hoy era fácil, deshacerme de esas verduras ya que tenían los días contados. Además me apetecía preparar algo rico, sabroso y poco empalagoso. Así que he cogido todas las sobras que tenía y….. manos a la obra! El resultado: una nueva receta, buena, sencillita y con poco cacharro para fregar (detalle importante).

Aquí os dejo la receta (para dos raciones).

INGREDIENTES:

  • 2 Zanahorias.
  • Media cebolla.
  • 1 vaso de brocoli  aproximadamente.
  • 2 contramuslos de pollo.
  • La corteza de un parmesano (se me acabó pero la guardé porque una amiga me dijo que su madre las guardaba para cuando hiciese caldo, así que seguí su consejo)
  • 1 cucharada de perejil.
  • Zumo de medio limón.
  • 1 cucharada de aceite.
  • Sal al gusto.

PREPARACIÓN:

  1. Lavar, pelar  y cortar en dados las zanahorias y cebollas.
  2. Lavar y cortar el brócoli.
  3. Encender el fuego al máximo.
  4. Añadir todas las verduras en una olla y cubir 5 dedos de agua aproximadamente (es decir, poner el agua suficiente para que cubra todos los ingredientes y sobre un dedo más)
  5. Cortar el pollo en trocitos y añadirlo a la olla. (los huesos al fuego también, luego ya los sacarás)
  6. Añadir la corteza de parmesano, el perejil, zumo de limón, aceite de oliva y la sal.
  7. Tapar y esperar aproximadamente 20 minutos (una buena referencia es esperar hasta que la zanahoria esté blandita).
  8. Servir y disfrutar.

Si crees que te vas a quedar con hambre puedes añadir a la sopa arroz. Es lo que he hecho yo hoy ya que una sopa para comer me parecía algo pobre. He puesto en un bol la sopa y después he añadido como 3 cucharadas de arroz que ya tenia listo en un tupper.  La mezcla del arroz con el caldo de las verduras ha quedado interesante pero muy bueno. Un yogur de postre con frutas y listo!

FullSizeRender 7

 

Salteado de verduras

Carnes, Verduras

 

Processed with VSCOcam with f2 preset

Tiempo: 10 min

Se están a punto de acabar las clases, ya no queda nada para empezar la Semana Santa. Y claro, eso significa dejar de comprar y empezar a vaciar la nevera porque, no queremos nuevos compañeros de piso sueltos por la cocina a la vuelta de vacaciones, no gracias.

Aunque se estén a punto de acabar las clases, el horario y  el corre corre de cada día te acompaña. Es la hora de comer, tienes prisa y mucha hambre, pero no quieres recurrir al a típica pasta ¿verdad? Tanta pasta de emergencia acaba cansándonos. ¿Quieres algo distinto, fácil, rápido y sabroso? Pues aquí te dejo una receta muy muy fácil que alegrará un poquito a tu paladar y ya de paso a tus ojos.

Un salteado de verduras con pollo, un plato con mucho color que te dejará con muy buen sabor de boca. Es la perfecta solución para deshacerse de todos esos vegetales que están al límite y que no van a aguantar en la nevera para cuando vuelvas de vacaciones. Los pelas todos, los mezclas y los salteas. Después les das un poco de gracia, ya sea con sal y pimienta o soja y un poquito de aceite de oliva o ya si te motivas le añades semillas de sésamo como yo jajaja.

INGREDIETNES:

para una persona

  •  2 Zanahorias
  •  Media cebolla o un puerro
  • 1 Calabacín
  • 2 filetes de pollo.

*Estos 3 vegetales son los que siempre tengo en casa pero también puedes añadirle berenjenas, champiñones… Bueno todo lo que quieras, están buenísimos todos.

PREPARACIÓN:

  1. Precalentar la sartén con un chorrito de aceite de oliva.
  2. Mientras tanto, lavar todos los vegetales.
  3. Pelar las zanahorias y las cebollas. El calabacín lo puedes pelar parcialmente, es decir no lo peles todo pero tampoco lo dejes todo verde. Ya que la piel del calabacín puede darle un sabor amargo al plato, entonces reducimos la posibilidades de que nuestro plato quede un tanto amargo pero a su vez conservamos un poco de color que le dará más «vidilla» al plato.
  4. A medida que vas cortando los vegetales, incorpóralos a la sartén para ganar tiempo. Es recomendable empezar por la zanahoria , después la cebolla cortada a daditos y por último el calabacín ya que es el que tardará menos en dorarse. ( la zanahoria y el calabacín los puedes cortar usando el pelador, quedarán unas tiras muy finas, como unos tallarines. A mi me encanta prepararlos así)
  5. Saltear todos los ingredientes ( empezar con la zanahoria y a medida que vas cortando las cebollas y los calabacines, como ya bien he dicho antes) a fuego vivo hasta que se doren.
  6. En otra sartén o una vez ya dorados los vegetales, hacer el pollo. Cuando ya esté hecho cortarlo en daditos con unas tijeras y añadirlo a la mezcla de vegetales.
  7. Mezclar todo en la sartén a fuego lento, añadir sal y pimienta o soja ( lo que más te guste o lo que tengas por casa) y aceite de oliva. Al final de todo puedes añadir las semillas de sésamo, a mi me encanta ese toque final.
  8. Servir y disfrutar.

3 en uno

Carnes, Ensaladas

IMG_7553.jpg

Por fin es sábado, el día en que podemos aprovechar para cocinar con calma y hacer una sobremesa como Dios manda. ¿ y a quién no le gusta invitar a gente a comer para disfrutar de este momento juntos? A mi por lo menos es algo que me encanta hacer, pero llega un punto en el que pienso: «siempre cocino lo mismo» entonces decidí innovar un poquito la cocina del fin de semana.

Esta comida es para dos o tres personas y consiste en 3 platos, no tienen ningún orden especial. A mi me gusta poner todas las opciones en la mesa y cada uno que se vaya sirviendo como más le guste. Así tampoco agobiamos a los invitados.

 ENSALADA  DE ALBAHACA:

Esta ensalada la verdad no tiene mucho misterio. En 6 minutos la tienes lista.

Ingredientes:

  • Una bolsa de espinacas frescas.
  • Tomates cherry o dos tomates grandes.
  • Mozarella fresca al gusto.
  • Albahaca fresca.
  • Semillas de sésamo
  • Vinagre de módena.
  • Aceite y sal.

 Preparación:

  1. En un bol grande añadir las espinacas ( no hace falta lavarlas ya que al estar en bolsa ya están limpias )
  2. Cortar los tomates y la mozarella y añadir al bol de las espinacas.
  3. Cortar 7-8 hojas de albahaca y sumarlo a la ensalada
  4. Añadir semillas de sésamo, vinagre de módena y un poco de aceite y sal.
  5. Servir y disfrutar.

 POLLO CON VERDURITAS:

tiempo 15min.

 Ingredientes:

  • 4 filetes de pollo.
  • 4 Zanahorias
  • 2 Calabacines
  • 1 cebolla
  • 2 puerros
  • Salsa de soja
  • Semillas de sésamo.
  • Aceite, sal y pimienta

 Preparación:

 Cortar el pollo en daditos y hacerlos a la plancha.

  1. Mientras se hace el pollo. Lavar, pelar y trocear todos los vegetales.
  2. Pasarlos por la sartén, poniendo primero un poco de aceite de oliva para darles más gusto y evitar que se peguen a la sartén. Empezar añadiendo la zanahoria ( ya que tarda más en hacerse) a continuación añadir la cebolla y los puerros y después los calabacines.
  3. Una vez hecho el pollo y los vegetales. Mezclar todo en una sartén y echarle tres cucharadas de salsa de soja. Dejar que absorba toda la salsa, salpimientar al gusto e inmediatamente retirar de la sartén, ya que si se espera mucho puede pegarse toda la soja a la sartén y luego es un horror limpiarla.
  4. Servir y disfrutar.

 PIZZA CASERA:

 (por si nos quedamos con hambre)

 La verdad la pizza la utilicé como último recurso por si acaso nos quedábamos con hambre. He preferido la opción casera que la pizza ya preparada por tres motivos: El primero: es más saludable. El segundo motivo es que me ayuda a acabar con las sobras de la nevera. Y por último y más importante: Permite destapar mi creatividad ya que cada pizza que hago es distinta pero todas igual de buenas.

Ingredientes:

( Esto es una idea rápida de pizza casera pero cada uno que invente la suya, es lo más divertido )

  • Base de pizza congelada. La que he comprado es más gordita que las habituales y las venden en packs de 3.
  • Vegetales ( zanahoria, calabacín, cebolla… vamos los restillos de la nevera)
  • Queso.
  • Orégano.
  • Aceite y sal.

 Básicamente esto era lo que estaba a punto de morir abandonado en el fondo de la nevera.

Preparación:

  1. Precalentar el horno a 180ºC.
  2. Con un pincel, o con las manos bien limpias, esparcir aceite de oliva por toda la masa de pizza y añadir la sal.
  3. Lavar y cortar los vegetales.
  4. Añadir los vegetales crudos a la pizza.
  5. Gratinar.
  6. Dejarlo en el horno unos 15 min.
  7. Servir y disfrutar.

 *También me gusta utilizar este tipo de masas de pizza para hacer una focaccia alternativa. Embadurno la masa de pizza con aceite de oliva, le añado sal gorda y orégano. La dejo en el horno 15 – 20 min y listo.